Esther Duflo sobre la gestión mundial del covid-19

Esther Duflo es la persona más joven en ganar el Premio Nobel de Economía. Se lo otorgaron en 2019 junto a su marido Abhijit Banerjee y Michael Kremer por su “enfoque experimental para aliviar la pobreza global”, según aseguró en su momento la academia sueca. En su último libro Buena economía para tiempos difíciles, escrito junto con su pareja, desmontan múltiples teorías preconcebidas sobre la economía.

Desde el comienzo de la pandemia Esther Duflo se convirtió en una de las voces más consultadas para hablar de su impacto en los países más pobres.

Conversará con Ana María Ibáñez en el Hay Colombia Digital el jueves 28 de enero a las 10:30 horas (GMT-5).


P. La lucha contra la pobreza había experimentado grandes progresos en las últimas décadas. Independientemente de esta crisis, ¿cree que existe un techo, un límite a partir del cual seguir mejorando requiera sacrificios que el mundo rico no esté dispuesto a asumir?

R. No lo creo. Para empezar, los pobres tienen tan poco dinero que no hace falta gran cosa para que sean más ricos, cualquier mejora de la economía global les puede sacar de la pobreza. Era concebible alcanzar el objetivo de eliminar la extrema pobreza en 2030 (la fecha fijada en los Objetivos de Desarrollo Sostenible), cosa que ahora, con la pandemia y la recesión global, puede que no ocurra. Pero, incluso si lo conseguimos, ampliaremos la meta, con lo que, de algún modo, la lucha contra la pobreza nunca desaparecerá. Una vez logras que nadie viva con menos de un dólar, debes pensar en que nadie debería hacerlo con menos de dos y, más adelante, con menos de cinco. Nuestra definición de pobreza va evolucionando de forma muy natural.

Entrevista de Amanda Mars en El País. (24 de mayo del 2021. "Las máquinas no enferman. Temo que esta crisis lleve a una mayor automatización". Lea la entrevista completa.

P. Su gran experiencia en el alivio de la pobreza será más relevante que nunca. ¿Qué deberían hacer países como Chile?

R. Lo más importante es apoyar a los hogares que están luchando económicamente durante la pandemia para evitar que los confinamientos temporales y las consecuencias de las crisis mundiales se conviertan en una gran y autopropulsada crisis de demanda keynesiana. Si las personas pierden su trabajo debido a la pandemia y no reciben apoyo económico, dejarán de consumir y, por lo tanto, no comprarán lo que otras personas puedan proporcionar. Así que estas otras personas también perderán sus trabajos, etc. ¿Qué no hacer? Lo que hace Estados Unidos: detener esta ayuda demasiado pronto. Es una receta de una catástrofe económica.

Entrevista por Paula Escolar en La tercera (11 de septiembre del 2020). "Este problema se trata principalmente de gestión". Lea la entrevista completa.


P. Où trouver les ressources nécessaires à la relance alors que leurs recettes budgétaires sont en baisse et qu’ils sont incapables d’emprunter ? 

 R. Quand on est l’Europe, on peut s’endetter quasiment gratuitement, quand on est le Togo, c’est quasiment impossible, constate la professeure au Massachusetts Institute of Technology (MIT). Or, si les pays riches ont dépensé des milliers de milliards d’euros et de dollars pour soutenir leurs propres économies, ce qui était la bonne chose à faire, malheureusement ils n’en ont même pas distribué des miettes aux pays pauvres.

Entrevista con Julien Bouisson en Le Monde. (7 de diciembre del 2020). Esther Duflo appelle à un plan Marshall pour les pays pauvres. Lea la entrevista completa.